Arboles

Árboles frutales en contenedores ¿es posible?

decorative interior tangerine trees

Siempre que pensamos en árboles frutales, es verdad, pensamos en tierra plena. La realidad de la mayoría de nosotros hoy (es un hecho que la mayoría de la población se concentra en zonas urbanas) no tenemos la fortuna de disponer de un espacio con tierra plena. Por ello a veces nos resignamos a no tener un frutal de porte en casa, por creer que ello no es posible en un contenedor.

Te tengo buenas noticias: no necesitas trucos especiales ya que siguiendo estas pautas que compartiré a continuación, tener un manzano o un peral -por ejemplo- será una realidad y dejará de ser un “sueño”.

¿Qué necesitamos?

Parece obvio, pero hay que mencionarlo: ante ausencia de suelo real, precisaremos macetas amplias y profundas -mucho más de lo habitual-, en las que volcaremos tierra seleccionada (preferentemente un sustrato universal) y bien abonada.

¿Qué variedades elegir?

Muchas, pero yo te propongo comenzar por…

  • Un manzano

La variedad la eliges tú, existen cientos y una buena idea es que te asesores cuál de ellas será más resistente a las condiciones climatológicas y de luz solar que puedas otorgarle. Algunas variedades vienen en lo que se conocen como “rizomas enanos” que a pesar de ello, son capaces de dar frutos de tamaño, color, sabor y textura normal.

  • Un peral

Son muy fáciles de cultivar y dóciles a la hora de “prender” en los tiestos. Respecto a los manzanos, requerirán tal vez algo más de sol, calor y protección respecto al viento.

Y.. ¿qué me dices? ¿Te animas? Si dispones de una terraza o balcón de dimensiones interesantes, no dejes de de intentarlo.