Arboles

Bonsáis, enfermedades y plagas (II)

bonsais-enfermedades-y-plagas-ii

Segunda y última parte de esta propuesta que nos había quedado pendiente cuando abordamos a principio de este mes, la temática general de los Bonsái: promover conocimiento sobre las principales plagas y enfermedades que les afectan. En la primera parte, comenzamos hablando de algunas plagas y para hoy nos quedaron estas dos…

Ácaros: se alojan en la planta cerca del suelo, en hojas viejas. Son diminutos como arañitas muy pequeñas. La época en que pueden atacar al el ejemplar es en verano y otoño. Precisan temperaturas altas para su ataque. El daño que producen es a nivel foliar principalmente, dado que impacta en sus hojas a las que pueden llegar a devorar totalmente y evitar el crecimiento de los árboles. Se exterminan con espolvoreo de azufre o con insecticida determinado.

Cochinillas: tienen resistencia a los insecticidas, y son conjunto de insectos que se caracterizan por su inmovilidad. Atacan al tronco y a las ramas del bonsái. Estos insectos pueden alojarse en el árbol todo el año, pero la reproducción y las larvas se producen durante el verano. Los daños que producen son la paralización del crecimiento, secado de ramas y pérdida de grandes cantidades de savia. En una etapa adulta son difíciles de exterminar, pero en las fases de reproducción y en la que son larvas el insecticida es muy eficaz.

En cuanto a las enfermedades que pueden presentarse con más frecuencia menciono sin duda a los hongos. Son muchos los hongos que pueden atacar a estos ejemplares, pero destacaré a los fitophtora ya que son los más frecuentes. Estos hongos causan mucho daño en bonsáis, atacando la base del tronco, produciendo que los tejidos se pudran y la consecuencia segura es la muerte rápida del bonsái.