Consejos

Cómo crear maceteros originales

Tulip barrel

Aunque en un primer momento podemos pensar en ellos como objetos funcionales sin más, lo cierto es que los maceteros terminan convirtiéndose en una parte decorativa y estética muy importante de nuestro jardín. ¿Cómo podemos conseguir que además destilen originalidad por los cuatro costados?

Es muy sencillo. Como tantas otras manualidades que podemos llevar a cabo en nuestro jardín, la imaginación será nuestra herramienta más poderosa; si sabemos sacar partido de ella, nos será mucho más útil que cualquier maña que creamos necesitar. Imaginad, por ejempo, que tenéis en casa barriles, cajas de madera o palets procedentes de un negocio. Normalmente los vemos como desechos… ¿pero qué decís si os proponemos convertir tales objetos en maceteros de madera?

Basta con cortarlos en la forma que deseemos y acondicionarlos bien para que se conviertan en maceteros mucho más originales que los que podremos comprar en cualquier sitio. Eso sí, hemos de tener presente que su superficie estará en contacto con agua frecuentemente, por lo que tendremos que asegurarnos de colocar una protección en su interior, preferiblemente entre el sustrato y el macetero en sí, para evitar que el agua cale la madera y la estropee o enmohezca, con el consiguiente riesgo para nuestras plantas.

Una silla como macetero

Esta otra idea nos la encontramos en la sección de jardín de Hogarútil.com, y lo cierto es que nos encanta. Sobre todo porque, a simple vista, no podríamos  pensar que una silla se pudiera convertir en algo tan dispar como un macetero. La forma de conseguirlo es más simple de lo que parece; apenas necesitamos, grosso modo, un par de pasos. Lo primero que haremos será separar el asiento y convertirlo en la base, colocándolo entre las cuatro patas. A continuación introduciremos un macetero de arcilla o cerámica en dicha base. ¡Y listo! Ya sólo queda decorar como queramos.

¿Qué ventajas nos dan estas dos ideas, además de dar un toque diferente a nuestro jardín? Pues que en ambos casos la madera nos permitirá explotar nuestra creatividad pintándola a nuestro gusto, con los motivos y colores que prefiramos. Y podremos decir adiós a los (a veces) aburridos maceteros de arcilla de colores planos y mustios.

¿Tenéis alguna otra idea de manualidad en el jardín que queráis compartir con nosotros? ¡La esperamos!