Herramientas

Cómo elegir una caretilla para huerta o jardín

The new harvest. Many different vegetables lie in the garden cart

En realidad, si compras una carretilla no sólo deberías pensar en las tareas de jardín: en momentos que no te dediques a la jardinería, una carretilla te puede ser útil para muchos otros propósitos, por ejemplo transporte de materiales para la construcción, tales como ladrillos. ¿Qué elementos ponderar al elegir una carretilla? ¿Cómo saber que estaré comprando la adecuada? Éstas y otras respuestas comparto a continuación.

Tomar en serio una compra como ésta

 Parece un tema menor, pero no lo es. Una carretilla es una herramienta que durará -probablemente- mucho tiempo. Una cosa es usarla a una edad… y otra dentro de 10 años. Si la hemos cuidado, la carretilla estará como nueva, mientras que nuestro físico, posiblemente ya estará acusando algunos síntomas del paso del tiempo (dolor en los huesos, menos facilidad de flexionarnos, algún que otro dolor en articulaciones etc etc).

El reto es comprar un modelo de carretilla tan resistente como ergonómico, de modo que se contemple el problema relativo a  cómo vencer la fatiga  que te produce este trabajo en ocasiones “pesado” de nuestra huerta y de nuestro jardín.

¿Qué ponderar al momento de elegir?

  • Que sea un modelo ergonómico. Si tiene esta especificación, poco hay de qué preocuparse ya que será una herramienta que no atenta contra nuestra salud. A menos que carguemos peso para el que no estamos autorizados o preparados, podremos trabajar con ella con total comodidad por mucho tiempo sin sentir dolores de espalda, sin que se lesionen nuestras manos y brazos etc.
  • Que esté construida con materiales de buena calidad. Que sus partes metálicas estén protegidas contra óxido, corrosión y moho. Observa que tenga partes en madera para un mejor agarre de tu parte. En relación al metal, el aluminio reforzado y protegido contra óxido es una excelente opción ya que es liviano, resistente y barato.
  • Que tenga una buena garantía. Nunca se sabe cuando haya que usarla.
  • Que tenga algunas funcionalidades extra, como ser plegable o tener “bolsillos” para traslado simultáneo de herramientas pequeñas como tijera o frascos de productos.