Consejos

Cómo preparar el suelo para cultivar

Fertilizing with granulated fertilizers the young seedling

Cómo preparar el suelo para cultivar. No importa si estás plantando césped, flores, hortalizas o semillas: siempre es necesario preparar el suelo ya que sólo una buena preparación del suelo asegura que tu jardín sea lo que esperas de él y logres su máximo potencial.

La preparación del suelo lleva algún tiempo, por lo que empezar varias semanas antes del momento en que tengas la intención de plantar es la mejor idea. Te invito a tomar nota de este “paso a paso” que he elaborado para ti…

  1. Prueba el suelo para ver cómo es exactamente su composición. Este tipo de pruebas de la tierra te puede revelar qué parte es deficitaria o está bien, respecto a los tres nutrientes vitales: nitrógeno, fósforo y potasio. Además, desde luego, habrás de determinar con exactitud  el pH del suelo. La forma más sen cilla es probar el suelo con un kit de prueba casera del suelo que puedes comprar en cualquier tienda o  centro de jardinería.
  2. En razón de los resultados de la prueba, podría ser que debas modificar el pH del suelo; si necesitas aumentar el pH del  suelo será  mediante la adición de cal. Disminuir el pH, requerirá la adición de azufre o musgo de turba. Antes de esto, de todos modos es buena idea que investigues cuál es pH preferido o apropiado de las plantas que hayas elegido; podría ser que no necesites ajustar en consecuencia.
  3. Ajusta el suelo para darle los nutrientes balanceados. Quiero decir que si detectas que falta nitrógeno, habrás de agregar el suplemento correspondiente; si carece de fósforo, se aconseja la aplicación de la harina de hueso. Prepara el suelo con un poco de arena verde o harina de algas marinas, si es deficiente en potasio.

En nuestro próximo post, compartimos los dos últimos pasos para preparar el suelo.