Paisajismo

Las mejores cubiertas vegetales

Thyme blossom

Las cubiertas o tapizados vegetales son un recurso más que interesante que ocasionalmente es usado por paisajistas profesionales y jardineros aficionados.

Estamos hablando de variadas especies de plantas, algunas con flores y otras no, algunas con follaje verde y en otros casos variegado o de diferentes matices, pero que comparten una característica común: su crecimiento es mucho más potenciado en el plano horizontal que en el vertical.

Dicho en palabras sencillas, estas plantas crecen bien y rápido en forma “rastrera” y tienen serias dificultades para ganar altura; por esta razón precisamente se les llama plantas con potencial de tapizar superficies o simplemente “cubiertas”.

¿Qué especie elegir?

Afortunadamente tienes una amplia variedad para elegir, y antes de finalizar el post, te haré sugerencias en cuanto a cubiertas vegetales, pero las pautas principales al momento de optar son:

  • Tus necesidades paisajísticas (¿quieres verde? ¿quieres flores? ¿quieres una planta que cubra la mayor parte del año? ¿quieres una que demande poco mantenimiento y cuidado o estás dispuesto a sostener control a través de podas frecuentes?)
  • Las condiciones naturales de tu zona (por ejemplo, no podrás tapizar con plantas cubiertas de sombra una superficie que esté a pleno sol; no podrás cubrir una zona muy seca con plantas amantes de la humedad).

Sugerencias de plantas cobertoras

  • Thymus serpyllum o Tomillo rústico (es la que puedes apreciar en la imagen de portada, el colorido que aporta esta planta de cubiertas es excepcional).
  • Aegopodium podagraria o Hierba de San Andrés (destaca por su follaje variegado muy atractivo y por interesante densidad de flores de color lila o rosado intenso.
  • Ajuga reptans o Búgula (es ideal para tapizar o cubrir áreas de sombra intensa; por el contrario no sobrevivirá el fuerte impacto del sol)
  • Cornus canadensis o Cornejo (también llamada Cerezo silvestre, esta planta es realmente un aporte estético llamativo y que aportará presencia en otoño e invierno, cuando otras especies tienden a decaer tanto en floración como en vigor a nivel de follaje.