Plantas y Flores

Las plantas con flores

las-plantas-con-flores.thumbnail

El tipo de plantas con flores son denominadas fanerógamas o angiospermas. Desde los climas con más frío hasta los más secos desiertos las angiospermas representan las mayores conquistas del mundo de las plantas. Mediante millones de años este grupo de plantas desarrollaron determinadas estructuras que les permitió una adaptación exitosa a los más diversos ambientes: la flor.

Las flores son los órganos de reproducción en las cuales se constituyen los gametofitos o células sexuales. Los gametofitos masculinos se llaman polen y los femeninos anteras. Generalmente la fecundación se origina una vez que el polen alcanza los óvulos a través de un tubo, dando paso a un cigoto que al crecer formará la semilla. El ovario fecundado se convertirá más tarde en fruto.

Los frutos tienen la particularidad de ser jugosos y atraer animales herbívoros que los digieren. Así como los más importantes factores de la polinización son los insectos, los máximos responsables de la dispersión de las semillas son los animales herbívoros. Las hojas extensas y anchas de gran cantidad de plantas con flores tienen su ventaja fundamental, dado que permite que la planta pueda absorber mayor cantidad de luz solar para realizar la fotosíntesis. Tanto las flores como los frutos y las hojas anchas, son las adaptaciones evolutivas responsables de los éxitos de este grupo de plantas.

Las plantas con flores más diminutas son las denominadas “lentejas de agua”, se encuentran en estanques y tienen una longitud aproximada de solo tres milímetros. En el extremo opuesto aparece el eucalipto que es la angiosperma más grande que se conoce. El eucalipto puede llegar a alcanzar una altura de más de cien metros.