ConsejosPaisajismo

Los niños y el jardín (I)

cuidado

Los padres siempre decimos, y hacemos los mayores esfuerzos para concretarlo, que deseamos criar a nuestros hijos al aire libre, para que crezcan sanos y en contacto con la naturaleza. Ese es uno de los objetivos que más nos impulsan a crear un jardín, por pequeño que sea éste, en nuestra propia casa.

Tratamos de dotarlo de colores, juegos y espacios para que nuestrtos peques se sientan muy a gusto, pero hay un aspecto que no siempre todos tienen en cuenta y es el relativo a la seguridad. Más importante que la estética y los espacios de diversión, son las medidas de seguridad que debemos implementar para evitar todo tipo de accidentes y estar tranquilos nosotros a la vez que dejamos tranquilos a nuestros peques explorando el lugar.

El reto es, entonces, compartir algunos consejos acerca de cómo implementar acciones para que el jardín sea un lugar seguro. Habrá que adaptar espacios, colocar elementos de protección y eliminar cosas que quizá nos gustan mucho. Pero toda inversión es poca, para proteger el valor de lo que más amamos: nuestros peques.

A lo largo de varios post, copartiremos unos cuantos consejos, comenzando ya mismo con algunos.

  • Columpios y juegos instalados

Varias son las precauciones, la primera de ellas comprar sólo aquellos que tengan la debida certificación de calidad. Aún así, verificar cada poco tiempo el estado de tornillos, bisagras, sujeciones etc. No puede pasar que se desarmen y vuelen en mil pedazos; sabemos que los peques derrochan en energía en ellos y deben estar fuertemente asegurados al piso y correctamente instalados.