Plantas y Flores

Una flor muy desagradable

800px-Rafflesia_kerrii_flower_closeup

Cuando hablamos de flores generalmente usamos una y otra vez palabras como belleza, aroma agradable, decorativas, etc. Bueno, pues para toda regla hay una excepción, y en el mundo de las flores a esa excepción se le conoce como Rafflesia.

Se trata de la flor más grande del mundo, y también de la más pestilente. Una planta que ha puesto en dificultades a científicos expertos en botánica, ya que por sus peculiaridades había sido muy difícil colocarla en algún lugar del árbol genealógico.

Esta singular planta fue descubierta en 1818, durante una expedición a una selva de Sumatra, y desde ese momento ha llamado la atención de científicos alrededor del mundo. No es sino hasta el 2007, que logran resolver el misterio en torno al origen de la Rafflesia.

Según han dicho, se trata de una planta “tipo forajido“,  parasitaria (que roba nutrientes de otras especies), y realmente extraña. Se le ha catalogado como parte de la familia de las euphorbiaceae, convirtiéndose entonces en prima de flores como la campanilla irlandesa y la Flor de Pascua.

Entre sus peculiaridades, se encuentra el hedor que emana, como a carne corrompida y su gran tamaño y peso, según dicen, de 7 kilogramos. Esta es definitivamente una flor no apta para el jardín… ;)