Plantas y Flores

Violeta Africana: brillo y colorido para tu hogar.

African violet

Sin ninguna duda, una de las plantas preferidas para decorar interiores es la violeta africana. La razón principal de esta popularidad es su capacidad para florecer libremente a lo largo del año, aunque el verano y el otoño son las mejores estaciones, junto con su aspecto compacto y su brillante colorido.

Fue descubierta en las montañas de África Oriental en 1892, aunque sus posibilidades como planta de interior no fueron constatadas hasta la década de 1920.

Aparentemente, hay un sinnúmero de variedades de violeta africanas, sin contar más que se irán añadiendo todavía con el tiempo.

Algunas duran un período de tiempo razonablemente largo, mientras que otras desaparecen rápidamente.

El azul en sus muchos tonos es el color básico de esta flor, pero también las hay blancas, rosas, rojas y bicolores, con formas sencillas y dobles.

La lista de nombres es apabullante y una ojeada al catálogo de un especialista revela que encontrar nuevos nombres para nuevas introducciones debe constituir un problema de imaginación bastante importante.

Aunque las flores son, desde luego, el atractivo principal, las hojas también son bonitas. En forma de corazón, ligeramente carnosas y de un color verde oscuro en la parte del haz, con marón oscuro en algunas variedades.

El hecho de que haya tantos cultivadores comerciales y personas particulares dispuestos a ocuparse de hibridar estas encantadoras y pequeñas plantas constituye una considerable ventaja para el que desee cultivar en el alféizar de su ventana uno o dos ejemplares de esta familia.

Las flores individuales y los racimos de flores han mejorado mucho a expensas de su reconocimiento en estos últimos años, pero al mismo tiempo se ha producido un considerable paso hacia delante con el desarrollo de una cepa más resistente.

Como resultado, es mucho menor la necesidad de los cuidados intensivos, casi tratamiento de incubadora, que antaño eran necesarios para lograr estas plantas en interiores.

Hay que añadir que se ha producido una notable mejora en lo que se refiere a las posibilidades de hacerlas crecer en un terrárium equipado con ciertos controles de iluminación, calor y humedad.

Son necesarias condiciones agradablemente cálidas, con temperaturas no inferiores a los 19ºC, ya que las permanentemente bajas dan a la planta un aspecto marchito, canijo y sin vida.

También es esencial la luz adecuada. Las plantas mejorarán mucho, tanto en su aspecto como en su crecimiento general, si reciben luz artificial durante la noche; no obstante, hay que tener cuidado y no acercarlas mucho a la s luces fuertes, pues correrían peligro de marchitarse tanto el follaje como las flores.

Dar consejos al principiante sobre el riego de cualquier planta presenta muchas dificultades, ya que no hay reglas definitivas que sea posible establecer como guías.

Sin embargo, sí puede decirse que la saturación de las raíces es el peor de los fallos, de modo que hay que procurar regar las partes secas. Esto, desde luego, es lo que sucede en las violetas africanas, siempre sin olvidar que las plantas han de dejarse secar un poco entre aplicación y aplicación.

No usar nunca agua fría y evitar que caiga sobre las hojas o las flores, ya que estas se marchitan muy fácilmente, sobre todo si las plantas se encuentran sometidas a luz solar directa mientras todavía están mojadas.

Solamente es necesario trasplantar cada dos años, y el nuevo recipiente debe ser sólo un poco mayor que el anterior.

Es fundamental una mezcla de tierra turbosa ligera. No conviene trasplantar con demasiada frecuencia; en una mezcla nueva, las plantas tienden a crecer mucho más vigorosamente de lo que les conviene, y mientras están creciendo activamente de este modo tienden a producir bastante pocas flores.

Cuando la maceta está bien llena de raíces, casi todas las plantas florecerán generosamente. A las más remisas se les puede estimular a florecer manteniendo las raíces más secas de lo normal, o alimentándolas con un fertilizador que contenga una elevada proporción de fosfatos, los fertilizadores con mucho nitrógeno tienden a estimular más el desarrollo de las hojas a expensas de las flores.

Para conseguir una buenas violetas africanas, el factor realmente importante es garantizarles luz, calor y humedad en medidas razonables dada la situación del interior, ya que aborrecen toda condición que no cumpla con sus necesidades.

 

  • Jise Lopez

    Hola, saludos. Soy fanatico de estas plantas, pero en mi pais Venezuela, no se consiguen. Que envidia, Felicitaciones por tus plantas estan bellisimas. Que Dios te las guarde…

  • Serafincamcelaya

    Yo me llamo Serafin y también me gustan la violetas africanas, las estoy cyltivando y ya vamos poco a poco reproduciendolas vivo en Celaya, Guanajuato, México. Saludos

  • NACHO_GRADILLA

    hola soy IÑAKI DE GDL. QUIERO SAVER SI ALGUIEN SAVE HACER INGERTO DE VIOLETAS PARA QUE SALGAN DE 2 COLORES O JASPIADAS, ESPERO QUE SI GRACIAS

  • Floresdepat

    Hola Jise, despues de un año no se si te sirve la información, en varios viveros del Este puedes comprar las violetas. En la principal de prados de este hay dos viveros, ellos las venden. Espero que te sirva esta informacion

  • Yess

    hola soy lupita a mi tambie me encantan ojala me puedas vender algunas 
    vivo en celaya tambien

     

  • Leo

    Hola, quisiera saber si vendes los pétalos al mayoreo?.